Connect with us

Tecnología

Kua Kua: El foro cibernético que usan los chinos deprimidos para levantarse el ánimo

Si se siente con pocos ánimos o triste por cualquier razón, quizá le interese invertir una módica cantidad para que unos completos desconocidos le adulen durante unos minutos y le hagan sentir mejor. Esa es la idea de los grupos ‘kua kua’, una auténtica moda en toda China.

Nacidos como comunidades en las que universitarios se subían el ánimo unos a otros ante la presión de los estudios y de una escasa actividad social, los foros ‘kua kua’ (‘kua’ significa alabar o elogiar en chino) acabaron por extenderse por todo el país después de que la idea triunfase en redes sociales.

Efe consiguió acceder a uno de ellos, formado por unos 500 estudiantes de la universidad Jiaotong de Xi’an -en la que, según medios locales, se originaron estos grupos-, y escribió un mensaje con el que no pocos se podrían sentir identificados: “Hola. Encuentro muchos problemas cuando intento hacer mi trabajo y eso me pone triste. ¿Podéis animarme?”.

En los siguientes minutos, varios usuarios respondieron con alabanzas y mensajes de ánimo: “Eso significa que trabajas con el corazón y no de forma superficial”, “La fortuna y la desgracia dependen la una de la otra. La desgracia ya ha llegado, así que la felicidad está más cerca” o “Te enfrentas a mucha presión pero lo haces con valentía. Tu actitud es positiva, ¡me gusta!”.

Vea también: WhatsApp pone a prueba una opción para quienes sufren con los grupos

No obstante, no todos los grupos son altruistas, y en populares plataformas de comercio electrónico como Taobao han proliferado las tiendas en las que quienes lo necesiten pueden recurrir a alquilar por unos minutos a un séquito de “aduladores profesionales”.

Xiao Ruichen tiene 27 años y gestiona un ‘kua kua’ y una tienda en Taobao en la que vende accesos. “Me enteré a mediados de marzo por Weibo (el Twitter chino). Era muy popular así que decidí hacer uno propio. La vida es cada vez más rápida y la gente está al borde de la ansiedad, la angustia y la depresión”, explica a Efe.

“Este servicio es muy popular. Tras la experiencia, todos pueden liberarse y aliviar su presión. Eso me hace sentir feliz”, apunta.

Xiao cobra 38 yuanes (5,7 dólares, 5 euros) por cinco minutos y 68 (10,1 dólares, 9 euros) por diez; pasado ese tiempo, se expulsa al cliente.

Alberto News

Advertisement
Advertisement
Advertisement

Tendencias